Sintonía Deportiva

Beltrán Cepeda, presidente de Cultural: “hay una nueva normalidad a la cual hay que adaptarse””

El máximo mandatario de la Asociación Deportiva y Cultural dialogó en Sintonía Deportiva sobre la actualidad de la institución: “Destacar que el club está al día y ahora estamos haciendo unas pequeñas obras de las cuales trabajamos con un pequeño fondo para casos de emergencia, el cual tuvimos que utilizar para sobrellevar la situación y pagar los servicios” aseguró Beltrán.

Por otro lado se mostró agradecido con los socios en este marco de incertidumbre debido a la pandemia de Covid-19: “Se hizo complicado mantener el club al día por lo que hay que reconocer la colaboración de los socios” acató.

ENTREVISTA

–  ¿Cómo se encuentra el club en la actualidad?

  • En cuanto al presente del club, podemos decir que estamos trabajando a “media máquina” como quien dice pero por suerte pudimos comenzar a mediados de Junio con actividades como el pádel, tenis y pelota paleta mientras que seguimos sumando otras. Ahora en breve estaremos abriendo nuevamente las puertas de la pileta y eso a uno lo pone contento porque estamos entrando en la nueva normativa.

– ¿Se hizo complicado mantener el club al día con todo este tema de la pandemia?

  • Se hizo complicado por lo que hay que reconocer la colaboración de los socios. Un porcentaje escaso de socios se dió de baja, otro se acercó al club y dijo que estaba complicado para pagar y se le dijo que no habría problemas; en su momento nos sentamos a dialogar sobre cómo regularizar la situación. Destacar que el club está al día y ahora estamos haciendo unas pequeñas obras de las cuales trabajamos con un pequeño fondo para casos de emergencia, el cual tuvimos que utilizar para sobrellevar la situación y pagar los servicios.

-¿Qué nos podes contar acerca de las obras que se están realizando?

  • Se están realizando pequeñas grandes obras en toda la dependencia del club. Se sigue trabajando en la cancha de paleta, se hizo el playón para la futura cancha de padel, se estuvo mejorando lo que es el salon polifuncional, se colocó nueva luminaria en la cancha de tenis y rugby. Además se trabaja en el riego de las canchas de fútbol en el predio del ejército, se le cambió el techo al quincho y se le puso chapa, entre otras cosas. Por eso hay que agradecer a las personas del club que colaboraron con el aporte de materiales.

– Esta semana volvieron a entrenar las categorías formativas del fútbol ¿como es el protocolo que lleva adelante el club?

  • En cuanto al protocolo, los chicos ingresan con barbijos junto a sus padres por calle Rivadavia y se limpian los pies con una suela. Luego se colocan alcohol en gel, firman la planilla y se vuelven a poner alcohol. Al entrar dejan sus mochilas y se van con el profesor y sus colaboradores, que ya tienen indicaciones precisas de cómo se realizan sus trabajos los cuales consisten en utilizar el propio peso del cuerpo ya que no se utilizan barras ni pesas ni nada que lo puedan manipular muchas personas. De hecho, los conos, pelotas y demás solo lo pueden manipular el profesor o uno que otro colaborador. La idea es realizar trabajos más propios a lo que hacen en atletismo ya que queremos mejorarles la condición física. La idea también de volver a los entrenamientos era para sacar a los chicos del encierro y para que ellos empiecen a comprender que hay una nueva normalidad a la cual hay que adaptarse. Gracias a Dios los chicos lo entienden y hacen todo lo que se les pide al pie de la letra.

– Por último consultarte: a principio hablaste sobre la apertura de la pileta ¿como sería el protocolo en ese caso?

  • Nosotros hicimos una presentación de protocolos tanto para la colonia “Sumando Pasos” como para los natatorios. Ellos dijeron que nos van a pasar un protocolo hecho por ellos que todavía no ha llegado pero que no cambia mucho de lo que nosotros proponemos. En el ingreso al predio de pileta se va a aplicar alcohol en gel y se le va a asignar una mesa en donde no puede haber más de seis a ocho personas, las cuales llamamos “mesas burbujas”. En estas, las personas solo podrán trasladarse hacia la pileta y salir de la misma; no podrán deambular por el predio.